Google

viernes, 12 de junio de 2009

Los Yámanas: abOrígenes del conFín

Cuando Colón descubría América, ellos ya vivían desde hacía más de 7.000 años en el punto más austral del planeta. Siglos después se los denominó yaghanes erróneamente, pero ellos se autoconsideraban simplemente yámanas, en su lengua: "personas".
Fueron el único pueblo de la actual Argentina con un modo de vida marítimo. Quitaban magistralmente grandes piezas de corteza a la lenga con las que armaban sus canoas dejando al árbol en pie. Y vivían de la pesca, los mariscos, las aves y los mamíferos marinos, así como de frutos, hongos o algún guanaco. Y vivieron siglos de paz, organizados en grupos familiares por el sur de Tierra del Fuego, sin caciques ni casta sacerdotal. Y Dios era el arco iris.
.
Iban desnudos o con un taparrabos, apenas abrigados por el aceite que se untaban, y en invierno -eso sí- se echaban una capa en los hombros. Unos ingleses, asombrados de que los nativos se pusieran más lejos del fuego que ellos (que iban por demás vestidos), quisieron saber cómo lo soportaban: un yámana minimizó el hecho señalándole a los europeos que sus caras también estaban desnudas, pero le respondieron que era distinto pues el rostro sufre menos el frío que el resto del cuerpo. La respuesta a tal argumento, sólo fue: -"Nosotros, todo cara"...
.
Así que las mujeres lucían sus collares sobre la piel, única malla a la hora de bucear los canales fueguinos: más de un blanco encallado fue sorprendido por estas sirenas que le destrababan el bote desde abajo, el cual repararía su familia: un cazador que no sabía nadar, y algunos chicos que cuidaban el fuego, y que en el futuro, al iniciarse en la juventud, serían instruídos, tal como ha podido documentarse:
"Se debe ser bueno y útil a la comunidad... Respetar a la gente anciana, ayudar a los huérfanos, alimentar a los enfermos... Ayudar a la esposa en todo... No involucrarse en chismes... Atender a los forasteros... Considerar que los demás tienen tus mismos sentimientos... No quitar nada a nadie; si algo falta, se le pide al vecino... Cada quien es su propia autoridad... Si alguien te insulta, retírate, y cuando los dos ya estén tranquilos, habla a solas con quien te ofendió...".
.
.
En los últimos siglos, nuestra civilización incrementó su presencia. Miles de naves por año sobreexplotaron la fauna y desembarcaron con pólvora y enfermedades, violaciones y propiedad privada. Entre los yámanas que sufrieron secuestros, conocemos la historia de Jemmy Button (así llamado porque al padre le dejaron a cambio sólo un botón) quien fue llevado a Inglaterra junto a otros para desaprender todo y educarse victorianamente. Unos años después fueron regresados en la misma nave que traía al joven Darwin, para que "civilicen" a los suyos. Cuando volvió a pasar por allí de regreso, a sólo 15 meses de dejarlo rollizo y bien vestido, Jemmy ya era nuevamente un desnudo canoero yámana de pelo largo.
.
"(Son) los hombres más desgraciados del mundo... (a causa) de la perfecta igualdad que reina entre los individuos... Si se le da a uno de ellos una pieza de tela, la desgarra en pedazos y cada cual tiene su parte. Nadie puede ser más rico que su vecino... Parece imposible que el estado político de Tierra del Fuego pueda mejorar en tanto no surja un jefe... Por otro lado, es difícil que surja un jefe mientras todos esos pueblos no adquieran la idea de propiedad, que les permitiría manifestar superioridad y acrecentar poder..." (Charles Darwin)

34 comentarios:

LALE dijo...

Estoy en un embrollo.

No sé si quedarme con el sentimiento de desolación que me transmitió la historia de los yámanas (por demás estudiada en su momento)...

... O reírme socarronamente de la respuesta "Nosotros, todo cara" y practicarla en algún momento de este viernes...!

Buen finde!

El Mostro dijo...

Vivían en el Mesolítico, imposible sobrevivir al "choque de culturas*".

* cuando leo esto me imagino un Scania con acoplado contra un Citröen 2CV...

Saludos.

gabrielaa. dijo...

quería contarte que empecé a leer Green Mansions: aparte de detallecitos conceptuales sobre lxs hermanxs nativxs como el párrafo que transcribís de Darwin, está muy bueno!!!

besito

Lady Ithil dijo...

Me dejó un nudo en el estómago la historia, ellos vivían casi en el paraíso, llegan los hombres "civilizados" y ¿que les queda?

El Mostro dijo...

Ojo, tampoco era el paraiso, no idealicemos...

unServidor dijo...

Lale: ¡no me digas que esta noche trabajás de streaper!

Mostro: El imperio romano lavaba con cera su Rolls cuando los hunos motoqueros se lo desarmaron íntegro.

Gabrielaa: Me alegra. Efectivamente era la mentalidad de la época (sobre todo con una educación británica), sumándole a eso una infancia en tiempos de Rosas (gran masacrador de nativos). Su crítica al indio -compensada en otros escritos- es sin embargo la que se hace a gente con la que se tuvo relación, y en tiempos donde la crueldad era propia de unos y otros.

Ithil: Tisis, viruela, sarampión, sífilis... hasta que finalmente, de los 3000 que eran cuando nació este país, ya no quede ni uno sólo. Apenas mestizos. Y un diccionario con 32.000 palabras que nadie habla.

Mostro: Bueno, claro. Pero la comparación surge espontáneamente porque el Edén era un jardín, y nuestra civilización se basa en ver la naturaleza como algo "aparte" que debe ser vencido, y esta gente en cambio se adaptó a ella, aún donde se le ofrecía hostil e inóspita.

LALE dijo...

Ehhhhhhhhhh... noooo! de donde sacó eso?

Sñígh!

Maria "C" dijo...

Realmente me deja sin palabras y me entra el desánimo cada vez que leo acerca de la cultura y la calidad de la gente que fue exterminada. Sobre todo porque siento que si eso ocurriera hoy, volvería a ser todo igual de bárbaro, como ocurre en tantos otros lugares. Y me hace repreguntarme si verdaderamente la educación crea conciencia.

Muchas gracias unSer por este material, que si me permitís lo distribuyo entre mis conocidos, citándote, claro :)

Milenius dijo...

Le recomiendo una autora, Delia Etchegoimberry. Hace unos años corregí un libro de ella acerca de este tema, pero no sé si finalmente lo publicó. Cada tanto releo esos archivos y miro las fotos. Lo menos que provoca es asombro, y un desgraciado sentimiento de angustia por todo lo que la "civilización" hizo con ellos.
beso

Guty dijo...

Es la historia de siempre, se repite a lo largo de toda América.
La cita de Darwin no la conocía.

Almafuerte dijo...

No tenían ni media chance de sobrevivir a otras sociedades, europeas o no (los incas se los hubieran desayunado con mermelada).
Es triste, me da que pensar en las cosas buenas que hay que estar dispuesto a defender para que no perezcan.

Entre paréntesis, hay una novela que parece buena:
Salvaje. Vida y tiempos de Jemmy Button, de Nick Hazlewood

unServidor dijo...

Lale: Bueno, ud decía que aplicaría la frase esta noche... y como la decía un tipo semidesnudo y estamos en invierno y los caños son fríos... (esto por querer hacerme el gracioso de la culpa por su desolación).
;)

MaríaCe: Distribuya nomás, para eso está el sobrecito y lo ponemos en la web.
:)

Milenius: Gracias. En realidad tengo muchos libros sobre el tema porque de pibe eran "mi tribu preferida" (los demás tenían apenas "banda" preferida).
XD

Guty: La cita es acorde a la época y a su formación victoriana. Pensemos que Darwin sólo tenía veintipocos años en ese momento y venía de un país altamente ideologizado, en el cual acababa de intentar una carrera de clérigo.
=/

Almafuerte: El personaje está en más de una novela, y es comprensible: basta imaginarlo cuando el Beagle llega al canal donde hoy está Ushuaia, reconociendo su lugar, arrancándose el traje y zambulléndose al agua feliz.
:)

Lucy in the Sky dijo...

Impresionante. Nunca dejará de sorprenderme el hecho de que somos todos una misma especie pero cada raza tiene su carácter y su postura frente a la vida. Tenemos al conquistador y al conquistado. Y al hablar de la supervivencia del más apto, Darwin no pudo haber incluido al ser humano bajo la categorización de "apto". No me parece el adjetivo más apropiado, a menos que nos refiramos al darwinismo social, pura y exclusivamente. La historia de la humanidad está llena de ejemplos en que la aptitud es completamente relativa. Cuánta visión tuvo H.G. Wells al escribir "La guerra de los mundos" y presentar esta misma idea pero donde vence la justicia al final, por decirlo de algún modo...

Tiburina dijo...

Claro, lees esto y te dan así como un poco ganas de matarte de la vergüenza.

Igual, soy de la opinión de que si educamos a nuestros hijos con esos preceptos, en algún momento podemos volver a ser un pueblo en serio.

Salvo por lo del todo cara, no sé, yo con el frío mucho no me llevo, que aceite se ponían? aceite hirviendo debería hacer para calmar el frio :P.

Gracias por siempre hacerme saber/conocer un poquito más.

YO, la peor de todas dijo...

Como siempre, excelente, realista, verdadero.
Cuàntas cosas no sabe la gente, cuàntas cosas no nos enseñaron en nuestras èpocas sobre esto.
Muchos de los que estàn en el bronce y son nombres de avenidas importantes colaboraron para que se termine de concretar el plan de conquista.
Cada vez que veo el monumento a Pedro de Mendoza en el parque Lezama, le digo lo mismo: "Te recabiò tener que chupar tus botas, porque te cercaron y te mataron de hambre"
Perdòn, hice catarsis, pero solemos ponderar a figuras que destruyeron nuestra cultura y desconocer a aquellos que realmente forman parte.
Saludos.

peregrinoperdido dijo...

Eso de que no tenían "caciques" me hace ruido. O los yámanas eran extraterrestres bonachones y por lo tanto excluidos del "progreso evolutivo", o eran personas, y por lo tanto un mamifero entre tantos, provistos de esa peculiaridad de los mamiferos que es la agrupación por jerarquías. Lo que yo creo es que las durisimas condiciones de su existencia y la ausencia de otros pueblos con los que pudieran llegar a rivalizar les impidió desarrollar el concepto de "propiedad". Los esquimales son otro ejemplo. Además hay que poner bajo la lupa cualquier testimonio de los europeos sobre otra cultura.
Ahora, si podemos, como personas, regresar a esa infancia idílica es otro asunto. Es lo que nos hace tener esperanza: la posiblilidad de reencontrarnos con esos valores perdidos. Pero lo triste del asunto es que para que seamos tan buena gente no tienen que existir los "otros", los "demás" ni "ellos", ni debemos ser demasiados, y si es posible, caminar de acá para allá buscando comida, así no tenemos tiempo para pensar en como jorobarle la vida al otro. Logicamente tendríamos que renunciar a la agricultura porque traé de bonus un par de inconvenientes: la división de la tierra y el alcohol (reconocido agente exaltador del ánimo). De hecho hay quienes creen que la agricultura se desarrollo no para comer granos, sino para producir cerveza.

licha dijo...

pero que civilizados estos "salvajes(?)"....

marche una curita para el alma¨...



nosotros, todo cara, es mortal...

Abrujandra dijo...

Cada vez me convenzo más de que nací fuera de tiempo y espacio.

unServidor dijo...

Lucy: En la teoría que le daría fama años más tarde, Darwin no le da el contenido valorativo de hoy a la palabra "apto" (que sería más bien "adaptado", pero tampoco, pues esto supondría una voluntad). Simplemente tiene que ver con que nuestras más casuales cualidades pueden beneficiarnos (o no) en determinado momento. Las bestias 'camufladas' no eligieron ese pelaje para sobrevivir, sino que sus ejemplares más desapercibidos por sus predadores o presas son quienes tuvieron más éxito reproductivo: si las condiciones en las que viven cambiaran, lo que ayer era un disfraz mañana podría ser una cartel luminoso... Y ni lo uno ni lo otro es "mejor" (a futuro haré un post desmitificador y explicativo del darwinismo).

Tibu: El aceite lo podían tomar de ballenas encalladas, las cuales eran aprovechadas en un 100%, así como de los pinípedos que cazaban.

YOla: Y seguimos sometidos a la transculturización. Y seguimos habiendo partisanos...

Peregrino: Clasificar es un fenómeno de nuestra cultura, así como entender la evolución valorativa y linealmente. Las variedades existen y -de hecho- son justamente las que permiten mutaciones y cambios de rumbo. Así como hay mamíferos de costumbres solitarias, que apenas se juntan para reproducirse, también hubieron pueblos que -aún teniendo noción de "familia"- no precisaron de jefes (¿para hacer qué?). Es el caso de los yámanas, estudiados de cerca desde su descubrimiento hasta las últimas décadas, donde este hecho queda claro y es justamente una de sus peculiaridades más llamativas. En cada tema escuchaban al que más sabía de eso, por ejemplo al cercar una presa, pero la "autoridad" del experto en ese campo desaparecía en los restantes. Hay muchas otras anécdotas como la del lienzo que cuenta Darwin (de cuya honestidad no dudo) y ser así les costó la vida muchas veces, como a los dodos de Madagascar que no huían de sus asesinos por no conocer tal violencia (una especie insular, sí). Los yámanas, como cualquier tribu sin wifi, no son nuestra "infancia", sino otra cultura, distinta y paralela, sin "retrasos" porque su camino es otro. Pero desde luego que es lógico defender la propia, y no podría criticarte eso.

Licha: El antropólogo Guillermo Magrassi lo explicaba claramente:
SALVAJE: Libre, auto-orientado, sea animal o persona.
CIVILIZADO: Doméstico, domesticado, que hace lo que otro le hace hacer.

Abru: Para nada. Vos naciste en el futuro.

Pazcual dijo...

últimamente, tengo el presentimiento que lo bueno ya no dura sino 2 horas y a lo malo como que no tiene fecha de vencimiento. Que ejemplo de convivencia el de este grupo. Y aparte, yo no sabía que Argentina había tenido grupos indígenas...Nunca se me había ocurrido, vaya ingenuidad :S

Saludos,

Paz

☀Pau☀ dijo...

Te tengo una sorpresa pero tenés que pasar a buscarla a mi blog. Besitos!!!

Zippo dijo...

Cuánto aprendo acá. Desde Darwin hasta los yámanas.
Todo cara, los "civilizados" hasta hacemos un pésimo uso de esa frase.
Algo, algo se nos debe pegar de toda esta cultura, no puede ser que lo occidental se limite a arrasar con todo.

El tataratataranieto de Tupac, según el dueño del blog.

peregrinoperdido dijo...

Antes de seguir quiero dejar en claro que considero la Teoría de la evolución, como eso, una teoría. Otras interpretaciones, como la idea del diseño inteligente, o Dios, etc las considero, también, teorias. Lo que no impide que trate con seriedad cada una de ellas. Las únicas cosas que doy por ciertas son, mi amor por mi hijo y las cuatro comidas diarias.
"Así como hay mamíferos de costumbres solitarias, que apenas se juntan para reproducirse, también hubieron pueblos que -aún teniendo noción de "familia"- no precisaron de jefes (¿para hacer qué?)": nada. Puede haber mamiferos solitarios, pero hablamos de una especie, la humana, con carácteristicas propias.
Entonces, en primer lugar cité la evolución para opinar sobre una especie, la humana, que incluye a los yámanas.
La posiblidad de ser como los otros humanos fue restringida por las mismas condiciones que mencione antes; condiciones clímaticas, alimenticas (la pesca es una actividad tirando a solitaria, no es necesario organizar grupos como en la caza), y el hecho de que no tenían enemigos (la guerra, al igual que la caza, precisa organización, y la organización implica división de tareas.
La evolución, en términos darwinianos, términa ahí. Lo que sigue es Historia del hombre; los hechos y las circunstancias del hombre. "Entender la evolución valorativa y linealmente" no tiene nada que ver con lo que planteo. Puede inducir a error mezclar la evolución de las especies con los procesos culturales.
Los yámanas, como cualquier tribu sin wifi, no son nuestra "infancia", sino otra cultura, distinta y paralela, sin "retrasos" porque su camino es otro. Pero desde luego que es lógico defender la propia, y no podría criticarte eso: gracioso pero falso, yo no defiendo "mi cultura", entiendo perfectamente que no tiene sentido comparar culturas, aún así, por tratarse de humanos, creo que es apropiado el término "infancia" para referirme a las formas originales de organización (original en el sentido primigenio y por "originalidad"). Y sostengo que la gracia de los yámanas, su origninalidad, solamente la podés entender por su aislamiento. Si las enfermedades de los españoles no los hubiesen aniquilado, estoy seguro que hubiesen desarrolado conceptos como "guia", o "lider" o "cacique" o lo que sea. Porque, por tartarse de HUMANOS, no escapan a las motivaciones básicas de la especie.


Pd: mis bandas favoritas eran los stones, zeppelin y iron miden, en ese orden, y aún así encontré tiempo para leer un par de cosas.
Pd2: mi hijo tiene cuatro años y en el jardín ya le machacan la cabeza con los dinosaurios y la idea subyacente de la evolución. ¿Que opinan? ¿No es adoctrinamiento, como lo es hablarle de angels, el cielo y el barbeta?
Pd3: un servidor, creo que encontrarías interesante el libro de un filosofo argentino: Las tramas del mundo. J L Jalfen, el autor. (salvo que lo hayas leido, o que seas Jalfen, claro.) El tipo plantea, entre otras, una idea corrosiva: que la ciencia no es algo que puede ser usado por ideologias, la ciencia ES una ideologia.

☀Pau☀ dijo...

Buenísima tu editorial. Deja un poco esa melancolía de los buenos tiempos que no volverán, pero me gustaría desmitificar un poco y admitir que por ecuánimes y pacifistas que hayan sido, sus idolatrías no habrían llegado intactas a nuestros tiempos (y no necesariamente por la interacción con el hombre blanco sino porque su prosperidad futura les hubiera agregado pragmatismo a la forma de vida). Eso habría modificado en algo sus costumbres y hábitos que tampoco subsistirían hasta convertirse en sistema de gobierno si en vez de ser una tribu fueran una nación de 40 millones de habitantes.

LALE dijo...

Lale dijo: "... O reírme socarronamente de la respuesta 'Nosotros, todo cara' y practicarla en algún momento de este viernes...!"

En algún momento! En algún momento no es necesariamente la noche...!

Perdonada la ofensa. Era mejor aclararlo. :D

unServidor dijo...

Pazcual: No te preocupes, que la piel de muchos argentinos delatan genes de pueblos que ellos mismos ignoran cuáles fueron...
=/

Zippo: Tu otro sosias...
:P

Peregrino: Si cuando la ciencia "no conviene" va a defenestrarse, tampoco habría que usarla entonces como prueba de nada. El término "teoría" que asumís como "un supuesto", en términos científicos es una idea suficientemente sustanciada por diferentes evidencias de distintos campos de investigación que se apoyan la razón mutuamente. Y yo soy un naturalista, por lo que abrevo más en la zoología que en la filosofía (y en el mundo material de los hechos, más que en metafísicas, aunque me atrajeran lustros atrás). Encajonar a mamíferos o humanos es más platónico que científico, y no es la avaricia la que nos haga ser una especie. La división de tareas que resulta de organizarse no tiene que llevar necesariamente a que un hombre se pare sobre otro, aún cuando esa mirada nuestra quiera contaminar el modo en que vemos a otras culturas. Entre yámanas, la mujer navegaba, los botijas mantenían el fuego de la canoa, y el hombre cazaba. Al volver, comían lo conseguido entre todos, y si otra familia no tuvo tanta suerte se les convidaba. El holgazán no hubiera sido defendido, protegido, casado, y así ni siquiera hubiera surgido. No hay "restricciones" mayores o menores, sino distintas: no somos "como somos" a falta de ellas, sino por tener otras. Y la evolución no "termina": que tu hijo exista por la unión de nadie más que vos y específicamente su madre, y que no exista otro de ella conmigo por ejemplo, hace a la selección natural también. No son los yámanas un ejemplo de nuestra infancia: tienen desde el primer australopiteco la misma cantidad de años que nosotros en el mundo, y 8.000 años de vida como "yámanas": los "españoles" que decís tienen menos como tales, ni hablar el capitalismo (tan "naturalizado" por el cristal moderno) y las enfermedades se las trajeron principalmente gente de otra isla, los ingleses, bastante distintos. No tiene sentido explicar acá todo esto porque ya fue estudiado y el material es mucho, pero mucho más extenso.
En Brasil, los antropólogos amazónicos, sin ser "indigenistas", estudian varios pueblos contemporáneos cuya organización social también prescinde de caciques (ej. los Yaminahua), y no es que estén atrasados en una carrera de la que somos medalla de oro, sino que tienen otras cosmovisiones, y se ha estudiado que, lejos de acunar el germen de futuros estados, tienen formas prácticas desarrolladas para evitar que pueda existir un "jefe". Y ni son insulares ni fríos, ni escapan a guerras intertribales (las cuales, simplemente, tienen otros códigos, aún incluyendo muertes, traiciones y violaciones como las nuestras).
Esto NO es "materia de opinión", como no lo es Darwin para el científico honesto. Pero si para vos es tan valedera la selección natural como el creacionismo ortodoxo, está claro de dónde partís y no nos pondremos de acuerdo, porque el discurso religioso y el científico bailan en distintas pistas y aplican un diferente Método. Si te espanta que a tu hijo no le oculten los dinosaurios, deberías cambiar de Jardín, y en todo caso podrías poner tu blog donde dejar tus reflexiones y armar debates a gusto, porque hacerlo aquí sería equivalente a que yo entre a un sitio de fútbol a discutir ya no si es mejor River o Boca, sino a rechazar la existencia del mismo deporte (lo cual, sea justificado o no mi argumento, no es el lugar adecuado para promoverlo ni el terreno propicio para hablar de un juego que no domino).
:|

Pau: Su sistema de gobierno no subsistiría, pero porque NO tenían sistema de gobierno. Y éste, parte de una forma de pensar y organizarse que es la nuestra, la de nuestra cultura, pero no la única posible. Sus idolatrías tampoco durarían, porque NO tenían ídolos. Creían en un Dios (Wataineiwa) que se manifestaba en el arco iris, de quien no hacían figuras, y que representaba a la fuerza creadora de toda vida.
:)

Lale: Puedo dormir en paz. Damos gracias a vos.
;D

peregrinoperdido dijo...

Leo y releo lo que mandé y no encuentro donde dije que me "espanta" lo que le enseñan en el jardín. Si me hubises preguntado, te decía que más bien me resigno, pero no preguntaste, asumiste que soy alguna especie de cristiano anitcientifico recalcitante. Lo del jardín me parece igual de tendencioso que hablarle de Dios, o de Perón y Evita (me fui al carajo), o de las virtudes del consumo, o lo que sea. Tengo reservas, nomás.
Pienso que una cosa son los hechos y otra, muy distinta, las teorías que tratan de explicarlos. El sol sale todas las mañanas desde que el hombre es hombre, y ha elaborado todo tipo de interpretaciones para explicar el fenómeno, y lo seguirá haciendo. Ya, me vas a decir que la ciencia moderna se diferencia porque hay aplicaciones prácticas, pero mirá a los alemnes del tercer reich: hicieron adelantos notables en varias disciplinas científicas, sin embargo, estaban convencidos de que la tierra era hueca y que habitabamos en su interior. No soy creacionista, no soy anticitificista, no soy creyente y no soy ateo. No soy nada, pero me enseñaron a poner en duda todo, inclusive lo que no puede ser puesto en duda. Así soy, a algunos les joroba.
Y sobre la de opinar en blogs ajenos, bueno viejo, si escribís nada mas que para el grupo de amigos estás jodido. Está bueno que te den palmaditas en la espalda y te feliciten y se conmuevan por el candor de los yámanas, pero si publicas en la red corrés el riesgo de que algún crétino como yo pase y diga lo que le parece. Si no querés que siga opinando es simple: no me respondas. De onda lo digo, si me das manija no me sacás más.

Zippo dijo...

Peregrino: no creo que a Unser le moleste que opines, lo conozco bien.Pero no te pintes para la guerra, acá no hay.

Minombresabeahierba dijo...

Espectacular criterio de vida de las "personas"!

Suerte que Darwin se dedico más a escribir sobre la evolución de las especies...porque ese día estaba medio mamado cuando habló...

Yo suponia que eran los Onas quienes andaban por esos pagos, me lo aclara?

abrazo

unServidor dijo...

Zippo: Gracias, no sabés cómo me quita el sueño que aparezca un anónimo y me prohiba tener la última palabra en mi propio blog. Lo bueno de la charla escrita es que de todo queda constancia (por ejemplo, de que tampoco yo dije que él se espante sino que "si te espanta..."), pero lo malo es que se puedan dar malinterpretaciones del "tono" en que uno escribe (prejuzgó que prejuzgué). Supongo que le sacudí alguna de las estructuras que quiere negar tener, culpa de mi incapacidad para beber sin mojarme.

MinombresabeaHierba: En la isla de Tierra del Fuego hubieron cuatro pueblos:
1) Los Yámanas (o yahganes, yaganes, etc.) eran los más australes, y la última reserva de ellos -hoy ya mestizados- está en la isla Navarino (Chile, frente a Ushuaia).
2) Los Selk'nam, mal llamados onas, estaban al Norte (donde ahora está Río Grande, por ej.)
3) Los Manek’enk (ó Máitekenkn) más conocidos como "Haush", eran unos pocos, en el Este.
4) Los Kaweskar (ó Alacalufes) habitaban el Oeste (actual lado chileno).

unServidor dijo...

Este post fue publicado en la revista Oblogo Nº 10, y ahora -noviembre- puede ser votado haciendo CLICK ACÁ. Pido por favor su voto a quien le haya interesado esta entrada, pues el premio (en efectivo) me parece bastante interesante.

Abrujandra dijo...

Yastá ¿cuánto hay?

Fabiana dijo...

Buinasssssssss..
Me vengo del blog de Almafuerte, y tengo una esstraña sensación de deja vu(no sé si se escribe así.. :P), por que creo que alguna vez pasé..

Eniwey, me pareció buenísimo el post!!
Todo lo que refiere a la historia me encanta, y se nota que usté sabe un rato largo, y encima lo sabe contar para hacer amena la lectura.
Lo felicito!
Como será que me gustó, que hasta me prendí a leer tooooodos los comentarios!!
La verdad es que mas de una vez estaríamos mejor sin tanta tecnología o tanto lider..

Y si me permite UnSer:
Me quedo con alguito que leí del Peregrino..
"mi hijo tiene cuatro años y en el jardín ya le machacan la cabeza con los dinosaurios y la idea subyacente de la evolución. ¿Que opinan? ¿No es adoctrinamiento, como lo es hablarle de angels, el cielo y el barbeta?"
Bueno, si se me permite, el colegio, jardín o facultad tiene la premisa de enzeñar lo que se ve en los libros.
En nosotros está, en nuestra casa, enzeñarles lo que creemos acertado con respecto a esos temas. Para eso somos los principales educadores de nuestros hijos.

Ahora..
Hablando del temita concurso..
Yo lo voto(por que me encantó y me interesó lo que leí, oCvio!!), usté cuando gane invita unos chegusan de miga? :P

Un beso grande y lo felicito por el blog!! ;D

unServidor dijo...

Abrujandra: Como diría Mendieta... ¡negociemos!
XD

Fabiana: Efectivamente pasaste una vez desde lo de Mona, cuando posteé unas fotos mías de nidos.
Y concuerdo con lo que decís: la escuela debe instruir, pero la educación es responsabilidad de los padres.
Ahora, los sánguches de miga... ¿vas a quererlos en pan blanco, o de salvado?
;)