Google

miércoles, 3 de marzo de 2010

Plumas rosadas

Nadie puede discutir la belleza de los phoenicopteriformes. Ni siquiera, sabiendo de qué hablo: unas aves rosadas, comúnmente llamadas flamencos, que no superan la media docena de especies en el mundo. Similar apreciación estética amerita otro ave latinoamericana, pero que pertenece a otro orden, el de los ciconiiformes: me refiero a la espátula rosada, Platalea ajaja. No, no me estoy riendo.
.

Su rosado se hace completo con la madurez, tras ser un pichón blanco alimentado de la regurgitación de sus padres, una dupla fiel y monógama... hasta que cambien de pareja al otro año. La espátula gusta de aguas pocos profundas, preferentemente salinas, donde camina sumergiendo la punta del pico (en forma de cuchara) bajo el agua, y moviéndolo a ambos lados para filtrar los pequeños organismos que componen su dieta.
Pero volvamos a sus semejantes, los flamencos, con los cuales -pese a todo- aquél no tiene parentesco alguno. De ellos cuentan que fue su majestuosidad en vuelo la que inspiró a San Martín el diseño de la bandera peruana. Como fuera, son tres las especies que hay en Argentina.
  1. Flamenco austral (Phenicopterus chilensis): Iris blanco amarillento. Patas grises, con dedos y "rodillas" rojas. Mitad del pico, negro.
  2. Parina grande (Phoenicoparrus andinus): Iris rojo.Patas amarillas, con dedos y "rodillas" algo naranjas. Un poco más de la mitad del pico, negro.
  3. Parina chica (Phoenicoparrus jamesi): Iris negro. Patas rojas. Sólo la punta del pico es negro. Cuello, patas y pico, más cortos.
Una curiosidad es su modo de comer: de cabeza. Lo que sería su mandíbula inferior queda arriba de la otra, y entre ambas pasa el agua de la que filtran su alimento, gracias a unas adaptaciones llamadas lamelas, equivalentes -digamos- a las barbas de las ballenas. De este modo ingieren principalmente a ciertos crustáceos que debido a su cantidad de carotenoides provocarán el tono rosa en las plumas. Justamente por eso, cuando están en cautiverio muchos se ven descoloridos.
Entre esos crustáceos, merecen un párrafo aparte las artemias. Sus huevas resisten años sin agua ni oxígeno, para revivir cuando las charcas vuelvan a ocupar el terreno. Entonces después, las bandadas llegarán para darse el banquete. En Argentina se encuentran dos especies: la Artemia franciscana, originaria de EEUU, y una exclusiva de nuestro país: la Artemia persimilis, la más pequeña del mundo. Pero lo llamativo de ellas es el nombre que las hizo famosas: Sea-monkeys. Pese a no ser marinas, y mucho menos primates.
Así tenemos que estas aves son rosadas sólo por su dieta, que se basa nada menos que en sea-monkeys. Y que, aún siendo flamencos, no son de Flandes ni de Andalucía. Luis Calizaya es el autor de la excelente foto con la que cerrar esta nota: allí están las tres especies argentinas. Los invito a reconocerlas.
.
(Más info sobre artemias: acá y acá)

11 comentarios:

Agente Smith dijo...

Gracias maestro!
No se puede decir que no cumple con los pedidos, muy bueno el artículo!
Siempre me llamó la atención esta ave, especialmente por andar en aguas tan alcalinas filtrando bichos con el pico.
No sabía que teníamos tres especies, en la foto multiracial me parece que el del centro y arriba es Austral, el de abajo y a la derecha es Parina Grande y el de arriba (tercero contando de izq. a der.) es Parina Chico.
Muy bueno el post!

La candorosa dijo...

La "Platalea ajaja" es un ave muy risueña, eh!! (deje, los miercoles ya vengo derrapando).

Le agradezco por estos post que nos enseñan tanto, señor!!

Saludazos!!

Opin dijo...

Muy interesante amigo.
Estos bichos tan decorativos los he avistado en varios jardines del Gran Buenos Aires en una actitud muy rígida.
Por qué siempre están en una pata haciendo equilibrio?
Un abrazo

Fla-q dijo...

Los de plástico con luz adentro son de otra raza?

unServidor dijo...

Agente: ¿Ma'qué "gracias"? Como mínimo, se agrega a la tropa de seguidores.
:P

Candorosa: Ajaja.
XP

Opin: Para regular la temperatura. No es incómodo para ellos, pues les "traba" justo. Tal vez lo explique en otro post, pero más adelante.
:D

Fla-q: Por supuesto. Esos son los que compran quienes antes compraban sea-monkeys...
XD

Gemma dijo...

Hola Servidor, por la zona en donde vivo (norte pcia Bs As) me pareció ver al austral. Pue´ser?
Son lindos.

Nick dijo...

Pero mire usted cuantas cosas que no sabía y ahora sé.

Impresionante la foto del final.

unServidor dijo...

Gemma: Puede ser. Su distribución incluye a la provincia de Buenos Aires. Las parinas en cambio son más vulnerables. De hecho, la más chica se creyó extinguida por años hasta que reapareció en la Puna.

Nick: El tipo es un gran fotógrafo y tuvo la suerte de que estén las 3 especies en la toma.

unServidor dijo...

SOLUCION DEL DESAFIO.

Especies de la foto final:

Los dos que vuelan últimos son australes: nótense los pies rojos y los ojos blancos.
De las tres cabezas que en la carrera (?) pelean el segundo puesto, la de abajo de todo es de una parina chica: vean la forma del pico, donde el negro sólo cubre la punta.
El resto son parinas grandes, con sus patas amarillas. Arriba de todo, confundiendo, hay un juvenil.

La foto es en una laguna altoandina, en Pozuelos, Jujuy.

Rapote dijo...

"...y en la fresca matinal,
pa' envidia de los mostrencos,
sos la bandada e' flamencos
que surge del fachinal."


¡Salud!
;) Rapote

unServidor dijo...

Es cierto que al levantar vuelo son pura poesía. No es raro que a San Martín el flamenco andino (la parina grande) le inspirara el color para una nación. A mí una vez se me cruzaron 4 espátulas rosadas planeando sobre mi cabeza, y es algo conmovedor. Sobre todo porque ocurrió en la RECS, tan cerca del turbio microcentro.